El presidente de la Unión Demócrata Cristiana -UDC-, Luis Acosta Moreta, "Luis "El Gallo", consideró hoy que el síndico del Distrito Nacional, David Collado, viola los estamentos institucionales y democráticos, cuando entrega las memorias de su gestión a un grupo como la FINJUS, que es punta de lanza de la embajada norteamericana.

Pidió que Collado sea interpelado por el Congreso Nacional, por hacerle el juego a la Fundación Institucionalidad y Justicia, que en el fondo busca desacreditar a los partidos y organismos nacionales, para tratar de reinar como mediadores y dictadores de farsas conciencias.

Desde su posición de síndico y exdiputado, Collado debe ser abanderado de la institucionalidad, y no un violador de leyes y costumbres, para beneficiar a sus amigos, seguidores y apoyadores de la mal llamada sociedad civil.

El alcalde del Distrito Nacional a quien tiene que dar explicaciones es a la cámara de Cuentas, y al pueblo dominicano, pero no a la FINJUS, grupo con una marcada tendencia antinacional, como se demuestra en su prédica sobre los migrantes haitianos, y el accionar de los partidos nacionales.

Emplazamos nuevamente a la FINJUS a que indique con claridad cuáles son las vías de financiamiento que tiene, porque mueve recursos millonarios, y de acuerdo a la voz popular son subvencionados por la embajada norteamericana, a ellos les toca dar las explicaciones de rigor.

A estos títeres de la política internacional nos permitimos recordar la frase de Don Américo Lugo: "todo es preferible a la intervención extranjera, preferible la tiranía, preferible las revoluciones, preferible la miseria, preferible la muerte".