Tokio, 12 feb (PL) El gobierno de Japón aprobó hoy dos proyectos de ley para garantizar que la educación preescolar y superior sea gratuita, una política clave del gobierno del primer ministro, Shinzo Abe.

Tras una reunión del gabinete, el ejecutivo sancionó las dos legislaciones que ahora deben ir al parlamento para su aprobación, con el objetivo de brindar oportunidades educativas más amplias a los hogares que crían niños y reducir las cargas financieras.

Según los medios locales, el gobierno planea costear esos programas con los ingresos provenientes del aumento del impuesto al consumo previsto para octubre venidero.

De acuerdo con la agencia Jiji Prees, de ser aprobados los proyectos, los servicios de educación y cuidado diurno para niños en edad preescolar serán gratuitos a partir del 1 de octubre.

Mientras, la normativa para la formación superior podría entrar en vigencia en abril del 2020, si se promulga durante la actual sesión de la Dieta (Parlamento).

En Japón, la educación es mayoritariamente pública y gratuita, pero hasta ahora no comprendía a los niveles preescolar y superior.

Uno de los objetivos de esas políticas, según los expertos, es facilitar el cuidado de niños pequeños para hacer frente a la caída en la tasa de natalidad del país

En cuanto a la educación superior, los estudiantes de universidades, colegios universitarios de dos años, especializados y escuelas vocacionales podrán recibir becas si provienen de hogares de bajos ingresos.

Esos cambios son parte del plan general de reforma educativa del primer ministro, Shinzo Abe.

Tras ser reelegido, en septiembre del año pasado Abe se comprometió a reformar el sistema de educación pública en Japón en respuesta a las crecientes preocupaciones expuestas por la población.

jha/ipf