Nave despegó con tres tripulantes hacia la ISS 50 años después del Apolo 11

AFP / Kirill KUDRYAVTSEV

El estadounidense de la NASA Andrew Morgan (I), el ruso de Roscosmos Alexander Skvortsov (C) y el italiano de la ESA Luca Parmitano, en el cosmódromo de Baikonur el 19 de julio, un día antes de despegar hacia la ISS

Un estadounidense, un italiano y un ruso despegaron el sábado hacia la Estación Espacial Internacional (ISS) en un vuelo que coincide con las celebraciones del 50 aniversario del histórico alunizaje de la misión Apolo 11.

Alexander Skvortsov, de la agencia rusa Roscosmos; Andrew Morgan, de la NASA; y Luca Parmitano, de la Agencia Espacial Europea (ESA) despegaron a las 16H28 GMT del cosmódromo de Baikonur, en Kazajistán (22H28 hora local).

En un comunicado, Roscosmos señaló que su cohete Soyuz MS-13 entró en el espacio sin incidentes y que "todas las etapas del vuelo se desarrollaron normalmente".

Esta misión programada el 20 de julio coincide exactamente con los primeros pasos en la Luna de los astronautas estadounidenses Neil Armstrong y Buzz Aldrin en 1969.

AFP / Simon MALFATTO

50 años de la misión Apolo 11

De los tres viajeros que salieron hacia la ISS el sábado, solo el ruso Skvortsov, de 53 años, había nacido durante este acontecimiento mundial, que supuso una victoria para Estados Unidos frente a la URSS en la carrera espacial.

Con dos misiones a bordo de la estación, este cosmonauta experimentado es el comandante del vuelo que despegó de las estepas kazajas y que debía llegar seis horas después a la ISS.

Para el estadounidense Andrew Morgan, en cambio, se trata de su primer vuelo. Luca Parmitano ya vivió por su parte 166 días en la ISS en 2013. Durante esa misión, se convirtió en el primer italiano en realizar una salida al espacio.

Los tres hombres cuentan con una carrera militar a sus espaldas.

"La parte más difícil: decirles adiós y verles alejarse", escribió el astronauta Morgan en un tuit publicado el sábado y acompañado de una foto de su mujer y sus cuatro hijos.

AFP / Thomas SAINT-CRICQ

De la Tierra a la Luna

Durante una rueda de prensa antes del lanzamiento, Parmitano, de 42 años, afirmó que la tripulación se sentía "afortunada y privilegiada" por partir en el momento de los 50 años del alunizaje del Apolo 11, y añadió que cada uno de sus miembros llevaría una insignia en honor a este aniversario.

Andrew Morgan calificó estos primeros pasos sobre la Luna como una "victoria para toda la humanidad" pero esquivó una pregunta sobre si, en su opinión, los rusos caminaría un día sobre el satélite de la Tierra. La Nasa tenía "mejor capacidad" para lograr grandes cosas al hacerlo "en el marco de la cooperación internacional", declaró.

- Trump y la Luna -

Cinco décadas después del Apolo 11, Rusia y Occidente siguen compitiendo en el desarrollo aeroespacial, pero en la ISS, lanzada en 1998, el acento se pone en la cooperación.

Por su parte, el presidente estadounidense, Donald Trump, ordenó a la NASA volver a enviar humanos a la Luna como muy tarde en 2024, en una etapa previa a una misión a Marte.

AFP / Simon MALFATTO

Cómo la NASA quiere regresar a la Luna

Este proyecto, bautizado Artemisa, sería el primer regreso al satélite terrestre desde 1972. Algunos expertos consideran no obstante que este plazo no es realista, teniendo en cuenta las limitaciones presupuestarias de la agencia espacial estadounidense y los retrasos en el desarrollo de la nueva generación de cohetes y equipos necesarios.

Desde 2011, los cohetes rusos son los únicos capaces de enviar tripulación a la ISS.

A principios de junio la NASA dijo que organizará por primera vez viajes turísticos a bordo de la ISS, operados por Boeing y SpaceX. El precio estimado de una estadía de 30 días es de 58 millones de dólares por pasajero.

Rusia ya envió a siete turistas a la estación, y según Roscosmos prevé reanudar estas expediciones en 2021. A principios de año se firmó un acuerdo con este objetivo entre la agencia espacial rusa y la empresa estadounidense Space Adventures.

cr-rco/bc/mb