BUENOS AIRES, 12 jun (Xinhua) -- La ex presidenta argentina, Cristina Fernández (2007-2015), recibió hoy un permiso judicial para visitar en Cuba a su hija Florencia Kirchner, quien se encuentra en tratamiento médico, reportó el Centro de Información Judicial (CIJ).

Fernández solicitó permiso para viajar a Cuba del 2 al 10 de julio al Tribunal Oral Federal 2 (TOF 2), que la juzga como presunta jefa de una asociación ilícita para cometer fraude durante su gestión en la concesión de obras públicas a empresarios cercanos a su familia.

La solicitud fue realizada el viernes pasado por el abogado de la ex presidenta, Carlos Beraldi, quien aportó al tribunal copia de los pasajes a Cuba e informó que Fernández se alojará en el mismo hotel en el que estuvo en visitas anteriores a su hija.

El Tribunal autorizó este miércoles el viaje a pesar de la opinión en contra del fiscal del juicio, Diego Luciani.

"La fecha en la que ha solicitado viajar no implicaría ninguna afectación del cronograma de audiencias ni tampoco importaría su ausencia en el juicio, a raíz de los feriados decretados para los días 8 y 9 de julio del corriente año", dijeron los jueces Jorge Gorini, Andrés Basso y Rodrigo Giménez Uriburu en una resolución.

El juicio contra Fernández ante el Tribunal comenzó el 21 de mayo y tuvo cuatro audiencias, de las cuales la ex mandataria estuvo en tres. Se ausentó de una con permiso judicial en razón de compromisos en la Cámara Alta.

La ex presidenta viajó en marzo y abril a Cuba a ver a su hija, quien tiene permiso para estar allí del Tribunal Oral Federal 5 (TOF 5), que la juzga en la causa denominada "Los Sauces".

En ese expediente, Fernández es investigada junto a sus hijos Máximo y Florencia Kirchner. La Justicia busca determinar si conformaron una organización dedicada a recibir dinero de empresarios beneficiados con contratos de obra pública, licencias de juego o para la explotación de áreas petroleras.

La causa se denomina "Los Sauces" en razón del nombre de una sociedad propiedad de la familia Kirchner.

Florencia, hija de Fernández y del fallecido ex presidente Néstor Kirchner, padece "estrés postraumático, bajo peso corporal y linfedema ligero de miembros inferiores", según informes médicos presentados por sus abogados defensores.

La ex presidenta atribuyó la situación de salud de su hija a la "persecución feroz" a la que la somete la Justicia.

Florencia viajó en febrero pasado a Cuba para realizar un curso como guionista de cine y, tras un deterioro en su salud, los profesionales que la atienden han desaconsejado que viaje en avión.