Seúl, 20 mar (Prensa Latina) El primer ministro de Corea del Sur, Lee Nak-yon, señaló hoy que las sanciones internacionales aplicadas contra la República Popular Democrática de Corea (RPDC) limitan el avance de los nexos entre ambas naciones.

Durante una comparecencia ante el parlamento, el gobernante dijo que para desarrollar la cooperación económica intercoreana es preciso sortear, aunque sin violar, esas medidas aplicadas por Estados Unidos y el Consejo de Seguridad de la ONU.

'Bajo el régimen de sanciones actual solo es posible buscar intercambios en áreas como la cultura, el mundo académico y los deportes, por eso nos centramos en esos sectores, señalo Lee, citado por la agencia de noticias Yonhap.

Pese a ello, Seúl secunda la posición estadounidense de mantener sobre la RPDC la presión de las sanciones internacionales obviando los compromisos cumplidos por Pyongyang en pos de la desnuclearización.

En ese sentido el primer ministro reafirmó la disposición de Surcorea de retomar proyectos de cooperación intercoreanos, pero sin quebrantar los castigos unilaterales impuestos por Estados Unidos.

De acuerdo con los medios de difusión locales, los comentarios de Lee buscan evitar cualquier conflicto con la Casa Blanca, mientras intenta impulsar los nexos con el Norte.

En la sesión, el gobernante valoró de manera positiva la reciente exención de las sanciones otorgada para el envío un equipo a la RPDC para facilitar las reuniones mediante videoconferencia de las familias separadas durante la guerra en la península coreana (1950-1953).

El líder de la RPDC, Kim Jong-un, ha criticado en varias ocasiones la doble moral de Estados Unidos en la ruta hacia la paz y el recrudecimiento de las sanciones con el país.

A principios de este 2019, Kim recordó que durante 2018 dieron pasos concretos para el desarme y Estados Unidos hizo caso omiso a esas acciones de buena voluntad al no ofrecer las debidas y esperadas garantías de paz.

Durante la segunda cumbre con el presidente estadounidense, Donald Trump, celebrada el mes pasado en Vietnam, el gobernante de la RPDC volvió a solicitar el levantamiento o cese parcial de esos castigos unilaterales como vía para avanzar en el diálogo. Finalmente el cónclave termino sin acuerdo