Por Juan Limachi y Carlos Acat

LIMA, 14 nov (Xinhua) -- La corrupción se ha convertido en un delito transnacional que desborda fronteras y está ligado al lavado de activos en terceros países, aseguró hoy el representante del Programa de Asistencia contra el Crimen Transnacional Organizado (PAcCTO) de la Unión Europea (EU), Giovanni Tartaglia.

"Es una experiencia que no es sólo de América Latina, está difundida en el mundo. La experiencia más reciente de investigación es la corrupción transnacional, porque la economía se ha globalizado y las multinacionales trabajan en muchos países", dijo el funcionario italiano a Xinhua durante un encuentro internacional anticorrupción en Lima.

De acuerdo con Tartaglia, el proceso de globalización de las actividades empresariales ha logrado que la corrupción de funcionarios públicos sobrepase los límites nacionales tradicionales.

"Este tipo de cohecho se define como transnacional. Está en el enfoque de una de las más importantes convenciones internacionales en materia de lucha contra la corrupción, que es la convención de la Organización para la Cooperación y Desarrollo Económicos (OCDE)", precisó.

Tartaglia explicó que el PAcCTO es una iniciativa de acción para la lucha contra el crimen transnacional organizado, un programa de asistencia técnica para Latinoamérica que coopera con varios países en el combate de lavado de dinero en los centros financieros de Suiza, Francia y España.

"Es la necesidad de la holística de la lucha contra la corrupción; necesitamos considerar que el cometido de la corrupción es acumular ganancias. Tenemos que combatir la corrupción entrando nuevamente en la disponibilidad de las ganancias", anotó Tartaglia.

De acuerdo con el experto, el combate a este delito, que ocasiona pérdidas económicas al Estado peruano por unos 10.000 millones de dólares anuales, requiere del apoyo de otros países.

"Esto genera tener muchas conexiones tras la lucha contra la corrupción y la actividad de la cooperación internacional en la lucha contra el lavado de activos claramente transnacional", anotó.

Tartaglia también resaltó la labor que desarrollan los países de la Unión Europea a través de sus organismos fiscalizadores.

"Esto nos hace valorar la importancia del trabajo del Grupo de Acción Financiera Internacional, que ha emitido numerosas recomendaciones para los países y reducir los espacios al lavado de activos", precisó.

De acuerdo al representante europeo, el PAcCTO tiene tres pilares: judicial, policial y penitenciario, además mantiene acciones transversales con herramientas necesarias para combatir corrupción y lavado de activos.

"Primeramente, se hace una revisión de las necesidades de los países con una visión de naturaleza regional y, luego, se va profundizar en cada uno de estos pilares o de acciones transversales", anotó Tartiaglia.

El funcionario italiano puntualizó la necesidad de compartir experiencias, la cooperación tanto a nivel judicial y a nivel de investigación de Policía.

"Se siente la necesidad de armonizar normativas, esto es el desafío de los próximos años", afirmó.

Asimismo, destacó los avances de la justicia peruana en materia de lucha contra la corrupción en los últimos años en el marco del escándalo Odebrecht que involucra a tres ex presidentes: Alejandro Toledo (2001-2006), Alan García (2006-2011) y Ollanta Humala (2011-2016).

A este respecto el ex presidente de la Corte Suprema de Justicia (CSJ) de Perú, César San Martín, destacó los avances en las investigaciones del caso de corrupción del consorcio brasileño Odebrecht, entre ellos que Humala cumple prisión preventiva de 18 meses y que Toledo se encuentra con orden de detención, pero fugitivo en Estados Unidos.

"Expresa una vocación de los jueces peruanos de informarse acerca de lo que sucede en el mundo y tomar nota de las experiencias más saltantes a nivel mundial, como es el caso de Italia, Brasil, España y Guatemala", subrayó.

Además, San Martín valoró el intercambio de información y la cooperación judicial entre países donde ocurrieron casos similares de Corrupción.

"Expresa igualmente esta vocación y necesidad que tenemos de intercambio de experiencias en una perspectiva de lograr desde lo que han hecho otros fiscales y jueces en el mundo. Qué de ello podíamos asumir creativamente para mejorar la función de investigación, acusación y juzgamiento de los delitos de corrupción", puntualizó.

De acuerdo a un reciente estudio del Foro Económico Mundial, de una lista de 138 países, Perú ocupa el puesto 104 en materia de corrupción. Fin