SHANGHAI, 7 nov (Xinhua) -- El director general de ProMéxico, Paulo Carreño, aseguró que la apuesta de China por la apertura en un momento "en el que todavía soplan vientos de proteccionismo" comercial "oxigena" a los países que creen en las ventajas de "la integración global".

En una entrevista concedida a Xinhua con motivo de la presencia de México como invitado de honor en la primera Exposición Internacional de Importaciones de China (CIIE), Carreño aseguró que el discurso pronunciado por el presidente chino, Xi Jinping, en la apertura del evento es "muy importante" y está "perfectamente en línea" con las ideas que defiende el país asiático sobre la apertura y la cooperación de beneficio mutuo.

La relación entre los dos países "pasa por un muy buen momento" y México, destacó, aspira a continuar mejorándola. En los últimos cinco años, tras la firma de un acuerdo entre Xi y el presidente mexicano, Enrique Peña Nieto, las relaciones se han fortalecido.

Desde entonces, enfatizó, México "no solo ha logrado incrementar la cantidad y la calidad de los productos" que exporta a China, sino que ha logrado que otros sectores, como el de la metalmecánica, hayan accedido a este mercado. "Esto se traduce en que hoy China sea el segundo socio comercial de México", expuso.

No obstante, Carreño cree que hay espacios para la mejora en los intercambios y considera que la CIIE es "la plataforma ideal". Su país es uno de los invitados de honor a esta primera edición de la feria. "Es una distinción que nos honra pero que, sobre todo, nos compromete. Nos compromete a seguir aumentando nuestra relación comercial con un socio que se ha vuelto estratégico, que es China", expuso.

Por ello, apostó por seguir fomentado las exportaciones desde México y seguir negociando con las autoridades chinas para incrementar el número de productos que se pueden introducir.

En este sentido, el director general de ProMéxico, organismo que fomenta la inversión extranjera y las exportaciones del país latinoamericano, señaló que muchas pequeñas y medianas empresas de su país han encontrado en China "importantes nichos de negocio", algo que también favorece la CIIE.

Sobre las estrategias para consolidarse en este mercado, Carreño afirmó que su país tiene una alianza con el gigante del comercio electrónico Alibaba. Las ventas a través de internet son "uno de los instrumentos más importantes" para cualquier tipo de empresa.

Además, México ve "con muy buenos ojos" el crecimiento de la clase media china, puesto que se traduce "no solo en desarrollo económico, sino en el crecimiento de un mercado potencial consumidor de productos mexicanos", resaltó.

Las fricciones comerciales entre el país asiático y Estados Unidos, agregó, no afectan a las relaciones con China, como considera que tampoco lo hará el acuerdo para actualizar el tratado de libre comercio entre su país, Estados Unidos y Canadá.

"Somos un país que impulsa los acuerdos, no los desacuerdos", declaró y señaló que "todo elemento que indique una mejoría de la relación comercial" entre sus socios "es un buen síntoma".

En la CIIE, que se abrió el pasado lunes y se desarrolla hasta el día 10, están presentes empresas de más de 130 países y regiones, entre las que se encuentran 42 firmas mexicanas, fundamentalmente del sector agrícola, recordó Carreño. Fin