Ramallah, 13 mar (PL) Portugal aspira a clasificarse para las semifinales de la Copa Mundial de Rusia 2018, reveló hoy el técnico de la selección lusa de fútbol, André Villas-Boas.

'Hemos ganado el Europeo y nuestra ambición es que estemos entre los cuatro últimos en Rusia, que es lo que dignifica a nuestro equipo, dignifica a Cristiano Ronaldo, el mejor jugador del mundo, y dignifica a nuestro país. Esa es nuestra ambición, meternos en las semifinales y soñar un poco con llegar a la final', afirmó en la ciudad palestina de Belén, donde acudió a un centro deportivo durante una visita privada.

Según el entrenador, el más universal de los deportes despierta mucho interés entre muchos jóvenes en Portugal.

'Es muy importante para nosotros haber ganado ese Europeo y eso nos dará otros 20 años de una generación muy fuerte. El trabajo de los jóvenes es muy bueno y puede ser que algún día ese Mundial llegue', manifestó.

Sin embargo, lamentó que se pierda la tradición de jugar al fútbol en la calle, algo que consideró muy útil para perfeccionar la técnica, porque los padres protegen mucho a sus hijos.

El técnico luso espera que el astro brasileño Neymar llegue a Rusia, porque 'cuantos más jugadores geniales haya en el Mundial, mejor para los espectadores, y Neymar es uno de esos jugadores que tiene que estar'.

Preguntado sobre su futuro, Villas-Boas señaló que no tiene ninguna prisa ante la apertura de las contrataciones el próximo mes y adelantó las posibilidades de recalar en España, donde tiene muy buenos amigos y contactos.

Aunque su idea de momento es regresar a Europa, tampoco le importaría algún día trabajar en Brasil, aseguró, un país donde 'desde que nacen están jugando en la playa' y el fútbol tiene un alto nivel.

Villas-Boas entrenó antes del Shanghái chino al Zenit Saint Petersburgo ruso y al Tottenham inglés, ambos después de ser mánager del Chelsea y el Oporto portugués.