Diariodominicano.com

Confirman la muerte de Ismael Estrella Núñez; Ramfis Trujillo le resta mérito al general Juan Tomás Díaz

SANTO DOMINGO, el 3 de junio de 1961, continuó la represión en el país y el Servicio de Inteligencia Militar (SIM) intensificó la persecución contra los ciudadanos que participaron en el asesinato del dictador Rafael Leónidas Trujillo Molina, la noche del 31 de Mayo de 1961.

El 3 de Junio de 1961, se conoció la versión de la muerte de Ismael Estrella Núñez, hermano de Salvador Estrella Sahdalá. En la ocasión se indicó que Estrella se ahorcó en su hogar, por las presiones sicológicas que sufrió de parte de los organismos de represión.

Entre las personas que seguían detenidas el 3 de Junio de 1961, figuran Pedro (Piro) Estrella, padre de Salvador Estrella Sahdalá, su hermano Guarionex Estrella, que era el comandante de La Vega, y el comandante de Dajabón, García Urbáez.

Entre los que permanecían ocultos para evitar ser detenidos, se encontraba César Estrella Sahdalá, hermano de Salvador Estrella Sahdalá.

César Estrella Sahdalá, el día 30 de Mayo de 1961 cuando fue asesinado el dictador Rafael Leónidas Trujillo, trabajaba como ayudante del fiscal del Distrito, Teodoro Tejeda.

El hijo del Dictador Trujillo, el Jefe del Estado Mayor Conjunto, general Rafael Leónidas (Ramfis )Trujillo Molina reveló que recibió la versión de los prisioneros de que el general Juan Tomás Díaz, actuó por inquina personal contra Trujillo, porque lo había puesto en retiro prematuramente el año anterior.

Al respecto, el Jefe del Estado Mayor Conjunto alegó que la puesta en retiro del general Juan Tomás Díaz, se basó en su antigüedad y hábitos personales.

"Su conducta personal carecía a veces de buen orden, y había bebido considerablemente durante toda su vida".

Al hablar en la rueda de prensa el día 3 de junio de 1961, el general Ramfis Trujillo sostuvo que el General Díaz no tenía partidarios en las Fuerzas Armadas capaces de proporcionarle la más leve esperanza de ayudarlo a dar un golpe de Estado.

Dijo que Juan Tomás Díaz era un "traidor". En el momento que habló el hijo del tirano, los exponentes del trujillismo apoyaban la campaña represiva que se llevaba a cabo en la ciudad de Santo Domingo y pueblos de provincias

.