SANTO DOMINGO, el 24 de marzo de 1843, se produjo en la ciudad de Santo Domingo, una manifestación de apoyo al movimiento de la Reforma, que se había desatado en Praslin, Haití, el 27 de enero de 1843, en contra del Gobierno del Presidente Jean Pierre Boyer.

El mismo día 24, en horas de la tarde, se conoció en la ciudad de Santo Domingo, la noticia de que el Presidente haitiano Jean Pierre Boyer, había sido derrocado.

Horas después se organizó un grupo liderado por Juan Pablo Duarte, que desconoció la autoridad del Gobierno haitiano de Jean Pierre Boyer. Trazaron como objetivo inmediato la toma de la Fortaleza de la ciudad de Santo Domingo.

Juan Pablo Duarte, contaba con el apoyo de Francisco del Rosario Sánchez, Matías Ramón Mella, Pedro Alejandrino Pina, Juan Isidro Pérez, Francisco Montás, Domingo Benoit y Augusto Bernier.

Además, recibieron el respaldo del ex diputado haitiano Alcius Ponthieux y el general Etienne Desgrotte.

El grupo encabezado por Juan Pablo Duarte, fue detenido por tropas oficiales en la Plaza de Armas, frente a la Catedral de Santo Domingo.

Allí se originó una discusión que degeneró en un tiroteo, y se reportó que murieron dos personas.

Ante esa circunstancia, los manifestantes huyeron y saltaron por los muros de la ciudad y se refugiaron en San Cristóbal, donde conminaron al comandante de Armas a apoyar el movimiento de la Reforma.

Asimismo, enviaron emisarios a Baní y a Azua, donde lograron apoyo.

A dos días de los incidentes de Santo Domingo, el 26 de marzo, habían logrado reunir una fuerza de 2000 hombres, con la que se dirigieron a la ciudad de Santo Domingo, con el propósito de tomar la plaza, pero cuando llegaron se encontraron con la noticia de que el Comandante, el general Carrié, había sido obligado a renunciar el 26 de marzo de 1843, por los comerciantes y otros funcionarios que expresaron su apoyo al "Gobierno Revolucionario" que se establecería en Puerto Príncipe, Haití.

Los trinitarios liderados por Juan Pablo Duarte apoyaron el Movimiento de la Reforma que culminó con la caída del Presidente Jean Pierre Boyer, porque estimaban de esa manera se facilitaría el proyecto de proclamar la República Dominicana.

Sin embargo, el nuevo Presidente haitiano Charles Herard, al enterarse del plan de los trinitarios, desató una campaña de persecución contra Juan Pablo Duarte y sus principales compañeros de lucha.

El 2 de agosto de 1843, Juan Pablo Duarte, Juan Isidro Pérez y Pedro Alejandrino Pina, tuvieron que salir al exilio para evitar ser asesinados por el Gobierno haitiano.

Retornaron a Santo Domingo, luego de la proclamación de la República Dominicana, en horas de la noche del 14 de marzo de 1844.

La represión del Gobierno haitiano del Presidente Charles Herard, no pudo impedir el proyecto de los trinitarios para crear la República Dominicana.