SANTO DOMINGO, el 15 de junio de 1864, se produjo el sepelio del ex Presidente Pedro Santana. Los restos fueron sepultados en el patio de la Fortaleza Ozama, porque sus familiares y amigos temían que adversarios profanaran la tumba.

El otrora jefe militar de las luchas militares contra las invasiones haitianas, y el Marqués de las Carreras, cuando anexó el país a España perdió el apoyo de la sociedad. Murió en la tristeza de la soledad con la pérdida del poder.

En el momento que se produjo su muerte, el jefe militar español, general José la Gándara, le había hecho un expediente por insubordinación para que fuera conocido en Cuba. La medida no se hizo efectiva por la repentina muerte de Santana el día 14 de junio de 1864.

En las circunstancias que se produjo el hecho, dio motivo para que en el país corriera la versión de que el ex Presidente Pedro Santana se suicidó.

Pedro Santana fue un comandante militar que se distinguió por sus cualidades de estratega y por su valor, en la lucha por la consolidación de la Independencia Nacional, proclamada el 27 de febrero de 1844.

Había nacido en la comunidad fronteriza de Hincha, el 29 de junio de 1801, hijo de Pedro Santana y Petronila Familia. Su padre fue un militar del Ejército Español de la Reconquista y cuando la Batalla de Palo Hincado era Capitán.

Santana contrajo matrimonio en dos oportunidades: el primero con Micaela Antonia Rivera, una viuda rica de El Seibo y luego con Ana Zorrilla. Su primer matrimonio lo convirtió en un hombre de influencia en el Este.

En su niñez vivió en el Cibao. En el año 1843 se enroló en el movimiento de Los trinitarios, que lideraba Juan Pablo Duarte, cuando su hermano Ramón Santana declinó la posición que le ofrecía el patricio y le sugirió que se la diera a su hermano Pedro.

Duarte conoció a los hermanos Santana en un recorrido por el Este en busca de apoyo para declarar la Independencia de la República.

Pedro Santana consideraba que el poder político de la República Dominicana tiene que ser militar y no civil, porque el estado de guerra con Haití, así lo demandaba. Versiones de la época dan cuenta de que al recibir la reacción de rechazo de Santana, el Congreso Constituyente de San Cristóbal se mostró reticente a aceptar las exigencias del caudillo militar y político.

La crispación originó una situación de tensión entre la Asamblea Constituyente y la Junta Central Gubernativa, la cual quedó solucionada cuando por iniciativa de Tomás Bobadilla y Briones, se agregó a la Constitución de San Cristóbal, del 6 de noviembre de 1844, el artículo 210, que dispone: "Durante la guerra actual y mientras no esté firmada la paz, el Presidente de la República puede libremente organizar el ejército y armada, movilizar las guardias de la nación; pudiendo, en consecuencia, dar todas las órdenes, providencias y decretos que convengan, sin estar sujeto a responsabilidad alguna".

De esa manera, República Dominicana quedó con una Constitución que consagraba la dictadura política e invalidaba las disposiciones democráticas en la primera Carta Magna, votada el 6 de noviembre de 1844.

Al lograr la Constitución que deseaba, el general Pedro Santana aceptó ser escogido Presidente de la República, por dos períodos consecutivos de 4 años. Fue juramentado el 13 de noviembre de 1844. De inmediato creó su Consejo de Ministros y como gobernadores designó a militares que se distinguieron en la lucha contra las invasiones de los haitianos.

En su primer Gobierno, Santana enfrentó a los trinitarios y el 27 de Febrero de 1845, en el primer aniversario de la fundación de la República, fusiló a María Trinidad Sánchez y a un grupo de trinitarios acusados de conspirar para derrocar su Gobierno.

En 1847, ordenó el fusilamiento de los hermanos Gabino y José Joaquín Puello. También enfrentó a la Iglesia Católica.

El primer Gobierno del General Pedro Santana terminó el 4 de agosto de 1848; luego fue presidente de la República durante los períodos del 30 de mayo de 1849 al 23 de septiembre de 1849; del 15 de febrero de 1853 al 26 de mayo de 1856; del 13 de junio de 1858 al 18 de marzo de 1861, cuando anexó el país a España.

En la primera parte del Gobierno de la Anexión, es decir, del 18 de marzo de 1861 al 20 de julio de 1862, Pedro Santana fue el jefe de la administración, pero luego fue reemplazado por representantes de España.

El 4 de julio de 1861, Pedro Santana ordenó el fusilamiento del prócer Francisco del Rosario Sánchez y varios compañeros que luchaban contra la Anexión de la República a España. La ejecución se produjo en El Cercado, San Juan de la Maguana.